En conversación con Diagonales, el ex viceministro de Economía, Emanuel Álvarez Agis, habló sobre la crisis económica que atraviesa el país en la actualidad. Opinó sobre el rol del equipo económico de Cambiemos; de las decisiones que tomó el lunes el Banco Central y el Ministerio de Hacienda. También se refirió a la situación financiera de la provincia de Buenos Aires que conduce María Eugenia Vidal y del lugar que ocupa el país en el mercado internacional.

El Gobierno Nacional que conduce Mauricio Macri  en diciembre de 2017 durante la presentación del presupuesto para este año previó una inflación del 15% y un dólar a $ 19. ¿Por qué crees que no pudieron cumplirlo?

- Lo que pasó fue que fracasó el programa económico. Era algo bastante esperable cuando uno veía una configuración económica que adoptó la Argentina a partir de la asunción de Cambiemos, muy inestable. En economía uno nunca puede estar seguro de cuándo llega el golpe, y el golpe llegó más temprano que tarde. Hoy Argentina, junto con Turquía, se transformó, lamentablemente, en una de las dos economías más inestables y más peligrosas para los inversores del mundo.

"La Argentina, junto con Turquía, se transformó en una de las dos economías más inestables y más peligrosas para los inversores del mundo"

El lunes el Ministerio de Hacienda y el Banco Central de la República Argentina hicieron fuertes anuncios respecto del Dólar, ¿qué fue lo que hicieron?

- La jornada de ayer fue una comedia de enriedo porque tanto Hacienda como el BCRA sacaron comunicados que, lejos de tranquilizar, intranquilizaron al mercado y generaron que el dólar en el mercado mayorista superara los $30. Lo que está sucediendo es un cambio denominativo respecto de quién vende los dólares: antes era Hacienda, ahora es el BC. Con la misión del Fondo Monetario Internacional en Argentina, los funcionarios se han puesto de acuerdo en tener un poco más de libertad para vender divisa norteamericana para frenar esta corrida. Este escenario junto con las modificaciones del esquema de retenciones y de reintegro en las exportaciones, marca un poco la confusión y la improvisación del equipo económico que está tomando medidas y contramedidas en plazos de tiempo que realmente muestran lo grave de la situación.

También anunciaron modificaciones en las Lebacs, ¿Qué ocurrió con esos bonos?

- Hubo una confusión de nombres. Lo que estamos haciendo es cambiando Lebacs por letras del tesoro. Las Lebacs las emite el Banco Central; las letras del tesoro, el fisco. Al final del día el fenómeno económico es el mismo. Lo que se está intentando hacer es pagar una tasa de interés en pesos muy alta tratando de frenar la corrida contra el dólar. Al margen de los artilugios financieros que el Gobierno pueda idear, acá el problema es que la demanda de dólares está superando la oferta y si el Gobierno no sale a vender dólares, el precio va a subir, o sea que va a haber una devaluación. Al final del día, el Gobierno no está logrando frenar esta devaluación subiendo la tasa de interés en pesos, entonces si la quiere parar lo que va a tener que hacer es vender dólares, y ahí, la discusión va a ser con el FMI, para ver cuántos de esos dólares que nos prestaron vamos a poder vender para parar la corrida. 

"Al margen de los artilugios financieros que el Gobierno pueda idear, acá el problema es que la demanda de dólares está superando la oferta"

¿Cómo afecta todo este contexto a los trabajadores argentinos?

- Devaluación significa más inflación y más inflación significa recesión. Vamos a un escenario recesivo e inflacionario, que es la peor de las combinaciones para la economía en niveles que ya hacen difícil pensar, incluso en el 2019 que va a ser un año de rebote o de recuperación. Hasta que el Banco Central no consiga armar el dólar durante un período considerable de tiempo -60 días por lo menos- el mercado no va a volver a arrancar y obviamente la producción, menos. Es necesario que las autoridades de la política económica entiendan que tienen que dar una certidumbre que tiene que durar más de 1 mes para que realmente la economía vuelva a arrancar. Si este escenario persiste, Cambiemos va a terminar su mandato con un nivel de actividad económica menor al que heredó y con dos millones más de argentinos que necesitan trabajar para poder subsistir, por lo que la situación va a ser muchísimo más conflictiva en la parte de la producción, el trabajo y la distribución del ingreso.

"Vamos a un escenario recesivo e inflacionario, que es la peor de las combinaciones para la economía en niveles que ya hacen difícil pensar"

La provincia de Buenos Aires tiene dinero en Lebacs y está endeudada con el Estado Nacional, ¿Qué análisis haces de su situación financiera y económica?

- La veo mal porque la Provincia está endeudada en dólares y ha apostado al peso, entonces ha quedado descalzada como ha quedado la economía argentina en su totalidad. La Provincia es una muestra de botón de lo que le pasa a la Nación. Un territorio que se ha endeudado mucho en dólares y que no ha generado nuevos recursos; que además, tenía un recurso adicional que era el Fondo del Conurbano, que ahora va a tener que cortar producto del ajuste que le va a pedir Nación. El partido para la provincia de Buenos Aires ha salido claramente en contra. La Provincia se va a encontrar con menos recursos y con unas exigencias, en materia de deuda, más altas producto de que ha tenido la estrategia de invertir en pesos y endeudarse en dólares.

"A la Provincia la veo mal porque está endeudada en dólares"

El año próximo empiezan a cumplirse los plazos de vencimiento de la deuda, ¿qué va a pasar en ese entonces?

- La situación de deuda es todavía manejable. Va a ser manejable en la medida en que el Gobierno empiece a acertar. Hasta ahora ha venido errando su estrategia y obviamente pagar una deuda en dólares con un dólar a $20, era relativamente sencillo; con un dólar a $30, es un desafío; con un dólar a $40, va a ser una misión imposible. El Gobierno lo que tiene que lograr es estabilizar el tipo de cambio, conseguir que los mercados le vuelvan a prestar dinero; y cuando eso suceda darse una trayectoria de endeudamiento sostenible. La anterior estrategia de endeudamiento ha sido insostenible, esta crisis lo muestra a las claras; entonces si el mercado nos da una nueva oportunidad, hay que aprovecharla con muchísima más responsabilidad. 

"El Gobierno lo que tiene que lograr es estabilizar el tipo de cambio"

Desde el Ejecutivo Nacional empezaron a delinear el borrador del Presupuesto para el 2019. Según informaron, la intención es que la inflación sea del 17%, ¿Crees que es posible con el escenario actual?

- No, bajo ningún punto de vista. El sólo arrastre de esta devaluación, que probablemente va a superar el año, nos hace bastante poco probable estar en esos números. Paradójicamente me parece que hoy las urgencias pasan por reactivar la economía y volver a crecer, antes que por matarse para bajar la inflación. Hoy el propio Fondo Monetario entiende que las metas inflacionarias van a tener que ser revisadas producto de que se ha disparado el dólar y cada vez que eso sucede, tiene efectos sobre la inflación. 

"Hoy las urgencias pasan por reactivar la economía y volver a crecer, antes que por matarse para bajar la inflación"

mencionaste el conflicto de Turquía, ¿cómo afecta el mismo y cómo podría afectar si países como India o Pakistán entran en conflicto con Estados Unidos?

- Nos afecta simplemente por estar en la misma categoría que esos países que hoy es muy difusa, que es la de 'países vulnerables'. Se tratan de países con profundos desequilibrios externos, con mucha necesidad de dólares entonces los inversores que poco entienden de la especificidad de los países y sólo miran algunos números, nos equiparan con esas economías. Es un muy mal resultado, pero es consecuencia de la política económica que venimos viendo hasta el momento donde Cambiemos hizo una inserción poco inteligente en el mercado internacional porque básicamente a Argentina se la empezó a conocer por emitir mucha deuda y cuando uno emite mucha deuda, ante cualquier inestabilidad, los inversores son de los principales países de donde se retiran. 

¿Qué le recomendas a los trabajadores que logran ahorrar tal vez $1000 en el mes?

- Hoy si alguien tiene una capacidad de ahorro, tiene que sentirse privilegiado. Creo que después de esta devaluación, si alguien quiere no pensar todo el día qué hacer con ese dinero, las opciones que mezclan en partes iguales pesos y dólares, son las más adecuadas. Hay muchos fondos comunes de inversión que hoy se pueden acceder a través de la página de Home Banking. El único cuidado que tiene que tener el pequeño ahorrista, es que ese fondo no esté 100% sesgado a inversiones en pesos; ni 100% sesgado en inversiones en dólares. Tiene que buscar un fondo que tenga una cartera balanceada para tratar de hacer una apuesta ecuánime. 

"Hoy si alguien tiene una capacidad de ahorro, tiene que sentirse privilegiado"