Con el aporte de bancas aliadas y la llamativa presencia del nombrado embajador, Daniel Scioli, el Frente de Todos consiguió quórum para debatir en sesión extraordinaria el proyecto del Gobierno nacional para modificar los regímenes especiales de jueces y diplomáticos.

La presencia de Scioli fue duramente cuestionada por Juntos por el Cambio, principal bloque opositor, que no aportó al quórum tal como había anticipado, pero ante la presencia del ex gobernador bonaerense bajaron a pronunciarse y luego se retiraron del recinto.

Fue el titular de la bancada opositora, el radical Mario Negri, quien denunció que Scioli se encontraba en el rol de diputado a pesar de haber sido designado Embajador de Brasil. “No es un hecho que pueda pasar por alto, que se resuelva ni peleándonos, ni a los gritos… Es de absoluta anormalidad y torna inválido el quórum con el que se dio inicio a la sesión”, cuestionó Negri.

La respuesta llegó de la mano del presidente de la Cámara, Sergio Massa quien aseguró que “hasta que no haya aceptación de la renuncia por parte del cuerpo”, Scioli seguía en su cargo y que tal renuncia aún no había sido tratada.

El propio Scioli salió a responder y explicó que hasta 3 de marzo, cuando se oficialice en el Boletín Oficial su designación, seguía en su puesto como diputado.

Negri retrucó y recordó que el ex gobernador había estado ya en Brasil, reunido con Jair Bolsonaro y que ahora “de la noche a la mañana, porque les falta uno, lo sientan en la banca… Es una vergüenza en la que han metido al Congreso nuevamente. Trae a recuerdo a lo peor de los 90, que todos creíamos superado”.

En este marco el radical, señaló a Massa y se terminaron yendo del recinto. “Si usted no levanta la sesión, nos vamos a levantar y vamos a judicializar esta cuestión. ¡No lo queríamos, ustedes lo buscaron!”.

Por si parte, el diputado del PRO, Cristian Ritondo se pronunció por Twitter y aseguró que "hubo trampa".

Desde Juntos por el Cambio, en comisiones habían advertido la posibilidad de no dar quórum ante la negativa del Gobierno ha incorporar una cláusula transitoria pedida por Juntos por el Cambio.