A menos de dos semanas del comienzo de clases, el gobierno de María Eugenia Vidal confirmó el cierre de 4 jardines de infantes y 6 escuelas primarias de las Islas del Delta, del partido bonaerense de San Fernando. La decisión dejará sin clases a 103 chicos que para concurrir a clase ahora deberán realizar un viaje de 2 horas en lancha.

En repudio a la decisión oficial, cientos de maestros, padres y vecinos isleños se movilizaron esta mañana desde la Estación Fluvial de Tigre hacia Jefatura Distrital del Ministerio de Educación en San Fernando. En tanto, mañana se realizará un sesión extraordinaria a las 12 en el Concejo Deliberante convocada por los bloques de Unidad Ciudadana y Frente Renovador. Allí los concejales van a dar tratamiento a la decisión del Gobierno de la Provincia de Buenos Aires y se espera la participación de los vecinos.

San Fernando: Masivo repudio al cierre de jardines y escuelas públicas del Delta

La medida de la Provincia fue comunicada a la comunidad educativa por el coordinador Regional en Políticas Socio Educativas Región 6, Ignacio García, quien desde el año pasado venía realizando diversas encuestas a los vecinos sobre el servicio de lanchas y los establecimientos educativos.

“Vino a la escuela y se presentó como asesor, como secretario, como coordinador. Nunca quedó claro cuál es su responsabilidad. En Pay Carabí prometió arreglar la estacada, en otras llevaba fideos. Fueron excusas para preguntar cómo viajaban los chicos y qué otras instituciones quedaban cerca para poder cerrar estas”, afirmó Amelia Torrilla, directora de la Escuela 25 de Arroyo Caracoles al portal local “San Fernando Nuestro”.

Si bien en un principio se planteó la posibilidad de cierre para “poner en valor” las escuelas, luego se comunicó la “clausura temporaria” de los jardines de infantes 919 (arroyo Paycarabí); el 920 (arroyo Las Cañas); el 904 (arroyo Feliciarias); y el Jardín de Infantes de arroyo Caracoles. Además de  las escuelas primarias 13 (arroyo Paycarabí); la 19 (arroyo Las Cañas); la 18 y la 25 (arroyo Caracoles),  sumado a otras dos de Martín García.

En tanto, la docente y secretaria de Suteba de San Fernando, Vanesa Zaffaroni, explicó que el traslado de los alumnos a otras instituciones del Delta “tiene el agravante de que chicos que antes viajaban en lancha por 10 minutos pasan a recorridos de más de dos horas. Hay un caso en el que el estudiante tiene más tiempo de viaje que de clases”.

Además la maestra explicó el rol social que cumplen las escuelas para los vecinos isleños: “Estas clausuras implican la aniquilación de comunidades isleñas, porque en algunas sólo pasa la lancha escolar y además para muchas familias esas instituciones son la posibilidad más cercana para entablar relaciones sociales. Allí se realizan bautismos, fiestas de cumpleaños, comuniones, porque no hay otro lugar”.

La directora de la Escuela 25 el Delta explicó también que el funcionario provincial “nos dijo que fue un pedido de la comunidad el de cerrar las escuelas, que fue una decisión política para optimizar recursos. Resulta que después hablamos con los padres y nadie había hablado con este señor”.

Entre las escuelas que van a cerrar hay algunas que tienen entre cincuenta y cien años de antigüedad en la comunidad. “¿Cómo puede ser que establecimientos de tanta antigüedad no sean tratados de otra manera?”, planteó Adriana Montero, directora del jardín número 915 del arroyo Chana.

San Fernando: Masivo repudio al cierre de jardines y escuelas públicas del Delta